¿En qué contexto López Obrador expresó admiración por Fidel y el Che?

Ciudad de México-. El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, destacó en un encuentro con legisladores federales el papel de Fidel Castro y Ernesto Che Guevara en la historia y expresó su admiración por ellos.

Llamó mucho la atención porque en muy contadas ocasiones el mandatario deja aflorar en sus discursos y comparecencias pensamientos íntimos de esa naturaleza, lo cual le da una connotación muy especial a sus palabras de la noche del 20 de diciembre en el Palacio Nacional.

¿Qué dijo López Obrador sobre esos dos grandes hombres que destacan en el panteón de los patriotas cubanos?

“Sí admiro a los hombres del poder, los que ejercen el poder. Es el caso de Fidel y ‘el Che’; si le dice uno a los jóvenes, dicen: ‘el Che’. Sí, por idealismo, pero Fidel fue el que condujo, estemos o no de acuerdo, ese proceso de independencia. Porque es un ejemplo, es de los pocos países en el mundo en donde no han permitido la intervención extranjera, ustedes me entienden, ¿verdad?”.

López Obrador, un político de pensamiento e idas muy profundas y de un nacionalismo puesto a prueba que sigue los pasos de los fundadores del México moderno que arranca desde la guerra por la independencia de España con el Grito de Dolores de Hidalgo en 1810, es un líder centrado en la historia nacional y sus próceres más preclaros.

Es también un soldado de sus ideas humanistas las cuales tienen como centro su batalla en favor de los pobres y como norte la democracia participativa con el pueblo como su principal protagonista.

Precisamente si su plan de gobierno se denomina Cuarta Transformación de la vida social y política de México es porque sigue el curso de la historia a partir de Miguel Hidalgo quien produjo la primera transformación, la segunda corrió a cargo de Benito Juárez y la tercera correspondió a Francisco I. Madero, Francisco Villa y Emiliano Zapata con la Revolución mexicana de 1910.

En ese contexto anoche, en una reunión con legisladores del Partido Morena, dirigentes nacionales y precandidatos al cargo de presidentes de la República, en sentido general, el núcleo que lidera el país y son vitales para la continuidad del cambio que lidera, se refirió a Fidel y al Che cuando citaba a grandes hombres de México y el profundo sentido revolucionario de la Cuarta Transformación.

Al entrar en definiciones ideológicas, cosa que hace de manera muy infrecuente, recordó que habló “de que lo que estamos haciendo debemos llamarle, y es mi propuesta, Humanismo Mexicano, porque nuestra historia es excepcional, es muy fecunda”.

“Con todo respeto —dijo—, no es fácil que en otros países haya Hidalgos, haya Morelos, haya Juárez, haya Villas, haya Zapatas, se encuentren Maderos, Lázaro Cárdenas, o sea, no hay, con todo respeto”.

“Y estos tres movimientos transformadores, les decía que el movimiento de Reforma pues es único, porque uno va a otro país y pues uno respeta las tradiciones, pero la autoridad jura con la Biblia», apuntó.

Y prosiguió: «aquí no es así, aquí es un Estado, ya lo dije, laico, respetuoso de todas las religiones y de todas las creencias y de los libres pensadores, sean agnósticos, sean ateos. Eso es nuestro país.»

“La Revolución mexicana fue una gran transformación. Ni pensado lo tenían, se adelantaron los revolucionarios mexicanos a lo que hizo Lenin y Trotsky, y otros revolucionarios en Rusia, y se adelantaron a otros movimientos sociales.»

“Entonces, imagínense que los Flores Magón desde 1906 ya estaban planteando la distribución del ingreso, el fortalecimiento del mercado interno, desde luego las jornadas de ocho horas de trabajo, la tierra para los campesinos, el que no se considerara que había hijos bastardos, ilegítimos.»

También «que se considerara la igualdad del hombre y de la mujer, todo eso lo planteaban en el plan liberal de 1906; la lucha por la tierra, la lucha por las reivindicaciones laborales, la lucha por la educación pública, laica, gratuita, la lucha por la justicia. Entonces, todo eso contemplado en la Constitución.»

“¿Por qué las compañías petroleras no aceptaban la nacionalización de petróleo, que inicia Venustiano Carranza con la reforma o, mejor dicho, con el artículo 27 de la Constitución, que establece que todos los bienes del subsuelo son propiedad de la nación?, se preguntó el mandatario.

A lo cual respondió de inmediato: “porque ellos querían que se mantuviese el derecho que se aplicaba en Estados Unidos y se sigue aplicando, y en otros países, en donde el dueño de la tierra es también el dueño del subsuelo en la legislación anglosajona.»

“Y aquí se decide que el petróleo y otros bienes del subsuelo son de la nación, esto en 1917. Fue tan fuerte esta decisión de los revolucionarios que no se podía hacer la ley secundaria para regular la explotación del petróleo, no se permitía, nos amenazaban con invadirnos, y es hasta que llega el general Cárdenas, en 1938, que se expropia el petróleo. Entonces, esa es nuestra historia”, indicó.

«Vamos hacia un auténtico Estado de bienestar. Entonces, sí tenemos motivos para estar contentos, para decir: estamos cumpliendo», destacó el jefe de Estado.

Y en ese contexto de definiciones revolucionarias es en el que López Obrador mencionó a los paradigmas de esos pensamientos revolucionarios, patrióticos y humanistas, Fidel y el Che, y es lo que motivó el agradecimiento del presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*