Destaca Abel Prieto necesidad de preservar la memoria histórica

Los retos educativos y culturales de Cuba centraron este sábado la conferencia inaugural de la vigésimo sexta edición de la Fiesta de la Cubanía, en esta ciudad de Bayamo.

Titulada Cultura y nación ante los desafíos del presente, la misma estuvo a cargo de Abel Prieto Jiménez, Presidente de Casa de las Américas.

En su disertación, el intelectual refirió que, uno de los principales retos del presente es el de conservar la memoria histórica, pues la crisis cultural contemporánea se caracteriza por una amnesia inducida por la idea de que todo lo viejo debe ser desechado.

Igualmente destacó que, este evento ha tenido siempre la virtud de sumar en todos sus participantes a distintos actores de los procesos culturales educativos: instructores de arte, maestros, periodistas, comunicadores, promotores culturales comunitarios, así como los artistas de la UNEAC y la AHS y los principales dirigentes de las instituciones de la cultura.

Prieto Jiménez enfatizó que, las diversas miradas que confluyen en esta cita sobre los retos culturales que tenemos como nación son esenciales.

Asimismo dijo que, defender la memoria histórica, la identidad, crear anticuerpos para la ofensiva de la cultura chatarra, formar un espectador crítico, capaz de distinguir qué tiene algún valor y qué resulta desechable son temas reiterados dentro de la Fiesta de la Cubanía.

El Presidente de Casa de las Américas además afirmó que, es indispensable preparar a los niños, jóvenes y cubanos de otras edades para descifrar los códigos de la seducción y de la hipnosis del show.

“Debemos convertir el antimperialismo cultural, espiritual, el anticolonialismo en algo instintivo”, apuntó el también escritor.

Abel Prieto resaltó que todos los que tienen que ver en Cuba con el llamado frente cultural-educativo deben trabajar a fondo en dotar del instrumental necesario a niños, jóvenes y adultos, para que no sean engañados por la maquinaria cada vez más sofisticada de manipulación.

Asimismo concluyó que, la frase empleada por Fidel, parafraseando a Martí, de que “sin cultura no ha libertad posible”, hoy tenemos el deber de seguirla.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*