PrevengHo®-Vir frente a la Covid-2019

La Habana-. PrevengHo®-Vir, medicamento homeopático elaborado a partir de cepas de origen vegetal, animal y mineral, reportadas en materias médicas y farmacopeas homeopáticas oficiales reconocidas en Cuba, así como de productos biológicos.

Es producido por los Laboratorios AICA, UEB Julio Trigo, del OSDE BioCubaFarma; cuenta con el registro sanitario emitido por el Centro para el Control Estatal de Medicamentos, Equipos y Dispositivos Médicos (CECMED), al cumplir con exigencias prescritas en el Reglamento para el Registro Sanitario de Medicamentos de la República de Cuba y en la Regulación 53-2011 ‘Requisitos para el Registro de Medicamentos Homeopáticos de uso Humano’.

Recomendado para la prevención de la influenza, enfermedades gripales, dengue e infecciones virales emergentes, siendo de utilidad en condiciones de riesgo epidemiológico.

Debe administrarse a razón de cinco gotas debajo de la lengua una vez al día por tres días consecutivos y se toma otra dosis única de cinco gotas debajo de la lengua una semana después (décimo día de iniciado el tratamiento).

Es recomendable completar el número de dosis del esquema preventivo y se insiste en que el consumo de PrevengHo®-Vir no sustituye el resto de las medidas de prevención adoptadas, sino que suma a ellas como un elemento más.

En el prospecto de este medicamento homeopático se señala que contiene etanol al 30 por ciento, por lo que en caso de embarazo, lactancia, niños menores de cinco años y en personas sensibles (desórdenes hepáticos, alcoholismo), se sugiere diluir la dosis (cinco gotas) en dos onzas de agua potable.

Los especialistas del Grupo Nacional de Medicina Natural y Tradicional del Ministerio de Salud Pública, recomiendan esta última forma de administración, para evitar la posible contaminación del frasco y garantizarlo de forma segura.

El uso del medicamento diluido en agua no afecta su acción y se recomienda retenerlo en la boca, aproximadamente, cinco segundos.

PrevengHo®-Vir comenzó su distribución por las instituciones sociales, hospitales psiquiátricos y hogares maternos, priorizándose así la protección de estos grupos de riesgo.

Su uso se ha extendido gradualmente a las familias cubanas, a través de la atención primaria de salud, dando prioridad en una primera etapa a aquellos municipios donde fue mayor la incidencia de casos positivos. La industria biofarmacéutica, cuenta con respaldo productivo para asegurar las necesidades de toda la población.

Es importante señalar, que existen antecedentes del registro por el CECMED de otros medicamentos homeopáticos con recomendaciones para la prevención de enfermedades epidémicas, tales como NosoLep, PrevengHo-Cólera, PrevengHo-Dengue y NoDeGrip.

Algunos se incorporaron desde el año 2013 al Cuadro Básico de Productos Naturales del país, y su empleo ha sido integrado como parte de las estrategias del Ministerio de Salud Pública, para el enfrentamiento a estas contingencias sanitarias.

De todas las experiencias previas, sin dudas la mejor documentada es la de prevención de Leptospirosis en el año 2007, coordinada por investigadores del Instituto Finlay, entonces dirigido por la DrC. (H.C.) Concepción Campa Huergo.

Existen dos publicaciones al respecto, una en la revista Homeopathy (2010) y otra publicada por Bracho y Golden en el Journal of Evidence-Based Complementary & Alternative Medicine (2014).

Ambas coinciden en evaluar positivamente esta intervención de hace más de 12 años, la que constituye el punto de partida para todas las otras experiencias, siendo este el camino que ha permitido llegar hasta el PrevengHo®-Vir en el actual contexto sanitario.

* Dr. Johann Perdomo Delgado, Jefe del Grupo Nacional de Medicina Natural y Tradicional del MINSAP.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*