Protocolos para volver al turismo: debate del momento

La Habana-. En un mundo donde permanece hoy la Covid-19 y sus estragos se hacen sentir, empresarios y turoperadores del mundo tienen una mirada esperanzadora en la reapertura del turismo, a través de protocolos nuevos.

Por un lado, algunos científicos consideran que la enfermedad pasará a ser endémica, por lo tanto es necesario vivir con ella, y por otro, varios laboratorios aceleran la búsqueda de una cura o una vacuna.

Al margen de tales caminos, los gobiernos despresurizan las medidas de distanciamiento, poco a poco, y auguran una próxima apertura de las fronteras, lo que implicaría recomenzar el turismo.

Para ello se preparan las aerolíneas, que son el motor impulsor de la industria de los viajes; sin embargo, este regreso al turismo no será igual a lo que teníamos antes y el futuro inmediato, por lo menos, tendrá otra cara.

De ahí que los nuevos protocolos para la hotelería, las aerolíneas y los servicios vinculados a estos dos segmentos tendrán cambios que ya se anuncian.

El Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC) notificó recientemente los protocolos globales de seguridad sanitaria que permitirán la reanudación de actividades en aeropuertos, líneas aéreas y operadores turísticos.

Las medidas fueron diseñadas por representantes de la industria turística global, basados en las normas de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y de los Centros para la Prevención de Enfermedades (CDC), y buscan homologar criterios sobre el nuevo enfoque de salud e higiene.

En la lista de los que participan también se encuentra la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) y el Consejo Internacional de Aeropuertos (ACI) privados y estatales, organismos y empresas que tienen en sus primeros puntos de agenda estos protocolos.

Los formulismos incluyen medidas estrictas de higiene en aeropuertos, uso de equipos de protección entre el personal como máscaras, cubrebocas y guantes, señalización para limitar aglomeraciones y evaluación de riesgos a la salud, además de reducción de contacto mediante check-in en línea.

También contempla la detección de entrada y salida a través de escáneres infrarrojos de cuerpo completo, uso de termómetros infrarrojos de mano y los de pistola.

Agregan que se deberá elevar la higiene de los alimentos en restaurantes y el uso de pre-envasados para evitar manipulación, se rediseñarán las salas de inmigración para acelerar procedimientos y el uso de tecnologías para las declaraciones de llegada.

Por su parte, la Organización de la Aviación Civil Internacional (OACI) publicó recomendaciones para relanzar el transporte aéreo de pasajeros. Esta parte de los protocolos tiene la asociación de la OACI, la OMS y la IATA.

Dentro de las claves, la mascarilla será de uso obligatorio en los aeropuertos, en donde deberá respetarse una distancia física de al menos un metro, al igual que dentro de los aviones, tema este último que centra el mayor debate.

También se exhortará a minimizar los desplazamientos durante el vuelo y evitar las filas de espera en los baños.

Informes, discusiones y augurios forman parte de una amalgama de criterios que componen los protocolos de un mundo que tendrá el mismo color, pero con diferente techo.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*