La Empresa Azucarera de Granma proyecta la construcción de dos bioeléctricas en los centrales Grito de Yara, de Río Cauto y Enidio Díaz Machado, de Ceiba Hueca, en Campechuela, que se convertirán en fuentes generadoras de energía.

De acuerdo con la información ofrecida por Hilario Yosa Preval, director adjunto de AZCUBA en la provincia, ya realizaron el estudio de factibilidad.

El directivo agregó que varios empresarios chinos visitaron la industria Grito de Yara, se interesaron por el proyecto y esperan inicie la construcción próximamente.

Explicó además que actualmente discuten el estudio de oportunidad para buscar inversores que financien la bioeléctricas que construirán en Ceiba Hueca.

La creación de estos generadores de energía limpia, facilitarán la disminución de la dependencia de combustibles fósiles importados y protegerá el medioambiente.

Yosa Preval refirió que como materia prima en tiempo de zafra, se usará la biomasa procedente de la cosecha de la caña y su procesamiento industrial, conocido como bagazo,  que tradicionalmente utilizan los centrales para la generación del importante recurso energético.

Insistió que al concluir la cosecha las bioeléctricas trabajaran con el marabú, materia prima que entregará la Empresa Forestal Integral de la provincia.

Igualmente comentó que ambas las plantas generarán 60 megawats horas diariamente y ello cubrirá cerca del 70 por ciento de la demandad de energía eléctrica del sector azucarero.

Añadió que en el país se construyen cuatro bioeléctricas de las 28 planificadas que en un futuro alimentarán la red del Sistema Electroenergético Nacional.


Contenido relacionado